miércoles, 6 de abril de 2011

El proceso psicoterapéutico: ¿qué significa iniciar terapia?



Creo importante aclarar lo que significa iniciar un proceso psicoterapéutico ya que se trata de algo desconocido o muy desconocido para la mayoría de personas.
Por lo general, decidimos iniciar un proceso cuando nos encontramos en una situación de crisis personal, situaciones en que nos sentimos perdidos, desubicados, desorientados, sin saber que nos pasa y sin saber a dónde vamos ni qué es lo que realmente queremos. Nos lo podemos empezar a plantear cuando sucede algo en la realidad que nos sobrepasa o nos confunde.
En general, en nuestra sociedad, pedir ayuda terapéutica parece algo negativo. Rápidamente se compone la ecuación: pedir ayuda = estoy muy mal. Con los años he comprobado dos hechos constatables, tanto en Procesos profundos como en Psicoterapia Breve:
1. Por peor que la persona lo esté pasando y por mal que esté existe la tendencia general a aguantar todo lo que se pueda y más antes de pedir ayuda.
2. Desde el momento en que la persona decide pedir ayuda, algo cambia y se transforma en ella y en su entorno. Se produce un clic.

Iniciar un proceso psicoterapéutico es como iniciar un viaje hacia dentro para verse, sentirse, conocerse y transformarse desde los lugares más superficiales hasta los más recónditos.
El terapeuta acompaña para que poco a poco se amplíe la conciencia sobre lo que le pasa al paciente, qué siente, cómo lo siente, cómo lo manifiesta, por qué le pasa eso, por qué lo sientes así, qué se plantea hacer con aquello, qué decide, cómo, qué quiere hacer con aquello que le pasa, qué dificultades tiene para llevarlo a cabo, de qué capacidades dispone,...

La Terapia de Integración Psico-Corporal es una terapia no directiva. Es decir, si yo le digo al paciente qué tiene que hacer, qué tiene que decir, qué tiene que decidir, cómo se tiene que poner, etcétera, estoy infravalorándole e incapacitándolo, además de impedirle la posibilidad de crecer, de responsabilizarse y de aprender a decidir por sí mismo. Se trata de que el paciente pueda sentirse a sí mismo y desde ahí, con la ayuda del terapeuta, encuentre las posibles soluciones a sus conflictos. Todo ello con el tiempo y el espacio que necesite.

Ilustracion: Tute
El paciente es el centro de la terapia. Desde la escucha respetuosa, el terapeuta sigue el discurso y el sentir de lo que el paciente trae a consulta, tratando de alumbrar conscientemente lo que permanece en la oscuridad inconsciente. Al tiempo que se entra en la historia personal del paciente, se elabora lo que sucede en la realidad de la relación terapeuta-paciente.
Desde la verdad como base se transforman los patrones de relación defensivos que la persona ha construido, al tiempo que recibe del terapeuta nuevos registros que hasta el momento no tenía. Todo ello desde la no interpretación, el respeto, la escucha, ofreciendo el tiempo y el espacio necesarios para que se den los procesos. La terapia es psico-corporal porque en su base está el reconocimiento del cuerpo, la emoción y la cognición como unidad funcional integradora de la personalidad. La terapia se enfoca en la reconexión de estas tres instancias. Este proceso no lo podemos hacer solos, necesitamos acompañarnos por alguien que haya pasado por ahí y nos referencie en el camino hacia nuestra esencia.
El paciente transforma paulatinamente la relación que mantiene consigo mismo, la relación que mantiene con los demás, y se va situando de una forma más centrada y auténtica consigo mismo, con las personas importantes de su vida y con la vida misma.

Desde mi vivencia personal ahora como terapeuta y también como paciente, puedo afirmar que éste ha sido el viaje más apasionante, más real y más verdadero de cuantos he emprendido: el viaje hacia mi esencia, hacia lo que realmente soy y siento.


Si te ha gustado puedes compartirlo en Facebook, Twitter o Google+. 
También se lo puedes enviar a algún amigo/-a  que creas le puede interesar.




11 comentarios:

  1. Excelente forma de explicarlo..."el viaje hacia mi esencia, hacia lo que realmente soy y siento".
    Gracias.

    ResponderEliminar
  2. Hola quisiera saber mas sobre la sicoterapia breve. si hay algun lugar donde puedo realizarla, vivo en Argentina., Córdoba, mi nombre es Yoly, gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Yoly, no conozco profesionales de confianza en Argentina. Lo mejor es que tú misma busques información en Córdoba, y a partir de ahí hagas las entrevistas que necesites hasta encontrar a la persona que crees que te puede ayudar. Que haya suerte...

      Eliminar
  3. Asi deben ser las terapias que realmente sanan. El "paciente" no es paciente sino el protagonista de su viaje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Petra, el paciente es el protagonista principal de la terapia. Y como tal debiera elegir muy bien con quién quiere acompañarse. Esto es muy importante, últimamente me llegan noticias de personas que recién se montan la consulta de cualquier tipo de terapia sin hacer ningún proceso psicoterapéutico personal y sin estar en supervisión. Desde ahí, las faltas de respeto más o menos sutiles hacia el paciente son un escándalo. Por ello recomiendo que quien quiera realizar un proceso psicoterapéutico se asegure bien de quién es el terapeuta que tiene delante y cuál es el trabajo que ha hecho consigo mismo. Es importante que las sensaciones que se tengan durante la primera entrevista se pueden expresar, y desde ahí ver y sentir cómo somos tratados.

      Eliminar
  4. Hola Alberto. Yo vivo en Valencia.... sabrías recomendarme a un buen psicoterapeuta por estas tierras?? Gracias anticipadas!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te recomiendo que contactes con EsTeR. La web es: http://www.esternet.org. El mail de contacto: reichiana@esternet.org
      Pregunta por Xavier Serrano y él te orientará. Saludos

      Eliminar
  5. Muchas Gracias!. Empecé una terapia en Barcelona, pero me ha aconsejado que sea presencial y no telefónica, pues creo que no saco las emociones reprimidas adecuadamente! Lástima que no estés cerca, me pareces interesante!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No acabo de entender, Concha.
      Yo tengo consulta en Barcelona, Mataró y Dosrius. Saludos

      Eliminar
  6. Yo fui la anónima que te preguntó por un psicoterapeuta en VALENCIA, pues yo vivo allí, y aunque empecé una terapia en Barcelona porque me cautivaron los artículos de José Luis Cano Gil y su mujer Olga, ella me aconsejó que la hiciese en mi ciudad! pues por teléfono es muy agradable pero no tan eficaz!. NO??
    Tengo mucha pena porque empezar de nuevo me crea angustia, pues nunca sabes si te gustará o será eficaz el nuevo terapeuta. Ayssssssss.... qué pena haber nacido en una familia tan disfuncional que ahora tenga que deshacer lo hecho!!! pues está tan mal hecho que hay que volver a tejer!
    Besosssss

    ResponderEliminar
  7. Sí Concha. Yo entiendo que para realizar un proceso consistente hay que hacerlo en presencia. Las nuevas tecnologías (teléfono, internet...) se quedan muy cortas a ese nivel. En ese sentido necesitamos de la relación humana real y presencial.
    Y sí, en parte el proceso es eso, deshacer para volver a tejer con mejor hilo y mayor destreza.
    Como te dije, en Valencia ponte en contacto con Xavier Serrano, haz una entrevista con él y a partir de ahí haz las entrevistas que necesites hasta que sientas quién es el terapeuta que te puede ayudar. Suerte!!

    ResponderEliminar